Mensaje de la Pizarra de Prashanti Nilayam 04-09-2019

134

La vida humana puede compararse a una mansión de cuatro pisos. celibato, vida de jefe de familia, reclusión y renunciación (Brahmacharya, Grihastha, Vanaprastha y Sanyasa ) son las cuatro etapas de la vida humana. El celibato (Brahmacharya) es el cimiento; si la base es fuerte, las otras tres etapas se desenvuelven automáticamente. Pero los jóvenes modernos están arruinando tres cuartas partes de sus vidas porque no tienen una base sólida. Cuando los mayores les aconsejan que se sienten a rezar por lo menos cinco minutos, dicen que no tienen tiempo; pero tienen todo el tiempo del mundo para regodearse en malas cualidades y malos hábitos. Los jóvenes, en particular, deben hacer todo esfuerzo posible por construir una base sólida de Brahmacharya. El simple hecho de permanecer célibe no es Brahmacharya; la contemplación constante en Brahman es verdadero Brahmacharya. Piensen en Dios y canten Su nombre en todas las circunstancias. Lleven una vida de pureza. Dediquen su vida al principio del amor. Esto garantiza la seguridad de la mansión de su vida. Discurso del 10 de septiembre de 2002.