Mensaje de la pizarra de Prashanti Nilayam del día 21 de marzo de 2020

9

Hay una gran diferencia entre aquellos que estuvieron entregados a la contemplación de Dios (Brahma-nishtas) en el pasado y los contempladores de Brahman en la época presente. Primero, es necesario captar la grandeza de la contemplación de Brahman. En el pasado, esta grandeza era realizada y las personas santas estaban inmersas en la experiencia de la santidad. A raíz de que esto no ha sido realizado por las personas santas de hoy en día, la pobreza ha sobrevenido. Puede surgir la pregunta de por qué tales sentimientos santos no surgen ahora. Pero en realidad no están ausentes. Para que el fuego aumente o disminuya, el combustible es la única causa; no hay otra razón. ¡Cuanto más combustible, mayor es la iluminación! ¡Cada individuo en este mundo tiene el derecho indiscutible de alimentar su fuego con combustible! Por su propia naturaleza, el fuego tiene el poder de dar luz, pero necesita combustible. El combustible de la renunciación, de la paz, de la verdad, de la misericordia, de la tolerancia y del servicio desinteresado, debe ser colocado constantemente en el fuego del intelecto (buddhi) del aspirante espiritual. Este es el fuego que emana la luz de la sabiduría. Cuanto más hagan esto los buscadores espirituales, más eficaces y refulgentes llegarán a ser. (Prema Vahini, capítulo 67, edición en inglés)