Mensaje de la Pizarra de Prashanti Nilayam del día 19 de octubre de 2022

72

Dios es inescrutable. Él no puede ser realizado en el mundo objetivo exterior; Él está en el corazón mismo de cada ser. Las piedras preciosas tienen que ser buscadas en la profundidad de la tierra, no flotan en el aire. Busquen a Dios en las profundidades de ustedes mismos, no en la tentadora y caleidoscópica Naturaleza. El cuerpo les es concedido para este elevado propósito; pero ahora lo están utilizando mal, como la persona que cocinaba su comida diaria en una vasija de oro incrustada de piedras preciosas heredada como reliquia familiar. ¡El hombre alaba a Dios como omnipresente, omnisciente y omnipotente, pero ignora Su presencia en sí mismo! Por supuesto, muchos se aventuran a describir los atributos de Dios y a proclamar que es esto y lo otro; pero no son más que sus propias conjeturas y los reflejos de sus propias predilecciones y preferencias. ¿Quién puede afirmar que Dios es esto o aquello? ¿Quién puede afirmar que Dios no es de esta forma o con este atributo? De la vasta extensión del océano, cada uno adquiere solo lo que puede ser contenido en el recipiente que lleva a la orilla. A partir de esa cantidad, pueden captar solo un poco de esa inmensidad. – Sathya Sai. Discurso 19 de junio de 1974.