Mensaje de la Pizarra de Prashanti Nilayam del día 7 de abril de 2022

122

Rama es el morador interno en cada cuerpo. Este Atma Rama es la fuente de la dicha en todo individuo. Sus bendiciones, surgiendo de ese manantial interior, pueden conferir paz y bienaventuranza. Él es la encarnación misma del dharma en todos los códigos de moralidad que sostienen a la humanidad en amor y unidad. El Ramayana, la historia de Rama, enseña dos lecciones: el valor del desapego y la necesidad de hacernos conscientes de la Divinidad en cada ser. La fe en Dios y el desapego de las búsquedas objetivas son las llaves de la liberación humana. Abandonen los objetos de los sentidos, y ganen a Rama. Sita abandonó los lujos de Adyodhya para poder permanecer con Rama en el período de «exilio». Cuando posó una mirada anhelante en el ciervo dorado y lo ansió, perdió la presencia de Rama. La renuncia conduce a la alegría; el apego produce dolor. Permanezcan en el mundo, pero no sean de él. Sathya Sai (Ramakatha Rasavahini, Capítulo 2)